Los parsis y los sasánidas 238 a.C. - 637 d.C.


Los parsis eran nómadas asiáticos que habían emigrado hacia el sur de Persia en el año 1000 a.C. Cerca del año 300 a.C., se les unió la tribu de los parnis, que más tarde habría de convertirse en su gobernante.

Los parsis y los sasánidas vivieron al norte de Irán, bajo el gobierno persa, y luego bajo el gobierno griego seléucida. El líder de los parsis se convirtió en el gobernador seléucida de Partia. Luego, en el año 238 a.C., declaró la independencia y se proclamó rey sobre un gran número de jefes locales de la región.

Los parsis adaptaron la forma local existente de hacer las cosas (de los griegos, los persas y los babilonios), en lugar de inventar sus propias cosas, aunque con el tiempo adoptaron muchas de las costumbres persas. Partia se volvió próspera gracias al comercio con China, a través de la ruta de la seda.

Surgimiento y caída de los parsis
Los principales líderes parsis fueron dos hermanos, ambos llamados Mitrídates. Se conoce muy poco de Partia, excepto que los parsis conquistaron Babilonia y Bactriana (hoy, Afganistán) y tuvieron buenas relaciones con la China Han.

Frecuentemente lucharon contra los romanos, lo cual detuvo la expansión romana hacia el oriente. Eran conocidos por el combate a caballo, pues cargaban en la batalla a gran velocidad, entre una lluvia de flechas enemigas, y tenían la capacidad de apabullar rápidamente a la oposición armada.

Surgimiento de los sasánidas
Las guerras parsis con Roma eran muy costosas e impopulares. Después de 450 años de superioridad en Persia, se convirtieron en una fuerza agotada. En el año 225 d.C., tal situación hizo posible que un rey local, llamado Ardashir expulsara a los parsis. Ardashir gobernó sobre la dinastía persa de los sasánidas. Convirtió la fe del zoroastrismo en la religión oficial de Persia. Esta era una nueva idea, que más adelante fue copiada por Constantino de Roma. Ardashir condujo a los persas a un nuevo período de grandeza.

Shapur I de Persia
los sha sasánidas (emperadores) preferían continuar con las tradiciones antiguas de la vieja Persia, y también querían reclamar la tierra que Dario alguna vez había gobernado, antes de ser conquistados por Alejandro Magno.

Su tribunal de Ctesifonte (cerca de Babilonia) se convirtió en el foco de una brillante cultura, y el rico imperio llegó a ser el más grande rival de Roma. Shapur I era un sobresaliente gobernador sasánida. Luchó contra los romanos e incluso capturó al emperador romano Valerio y lo hizo asesinar.

Shapur conquistó Armenia, Siria, Bactriana, Sogdiana (Uzbekistán) y el Valle del Río Indo (Pakistán). En su tierra, Shapur patrocinó un florecimiento cultural persa que giraba alrededor de las ideas religiosas zoroastrianas.

En el año 480, Persia sufrió una revolución religiosa y la invasión de hordas de hunos, provenientes de Mongolia. Después de solucionar estos problemas, Shah Khosru II conquistó Egipto y Bizancio. Sin embargo, fue asesinado, estalló una guerra civil y Persia se debilitó.

La Persia sasánida colapsó cuando los recién inspirados árabes musulmanes conquistaron el área, en el año 637, lo que finalmente convirtió a los persas al Islam.

OTROS DATOS:

Shapur I se convirtió en el primer sha (emperador) persa en el año 242 d.C. Dos años más tarde, sorprendió a los romanos y los derrotó. Shapur fue el más importante de los sha sasánidas y gobernó durante 30 años.



Los parsis eran muy conocidos por ser excelentes guerreros a lomo de caballo. Normalmente, galopaban alejándose del enemigo, como si estuvieran huyendo, y luego se volteaban y les disparaban a sus perseguidores. De ahí se acuñó la expresión "tiro parsis".



Aproximadamente en el año 275 d.C., Shapur I construyó un magnífico palacio en Ctesifonte, Babilonia, del cual sobreviven sus ruinas. Ctesifonte llegó a ser una ciudad muy rica y un importante centro de la región, que comunicaba a Occidente con la China.



En el año 260 d.C., Shapur I capturó al emperador romano Valerio en batalla y lo forzó a rendirse. Luego, hizo que lo mataran, lo embalsamaran y lo exhibieran. Shapur esperaba convertirse en el emperador más grande del mundo, y su capital, Ctesifonte, cerca de Babilonia, fue una de las más majestuosas de la época.



La riqueza de los parsis y los sasánidas provenía del comercio en la ruta de la seda, que iba a través de Patia, desde la China hasta occidente. Esta figura de Hércules, de tamaño natural, fue ubicada en la ruta de la seda para salvaguardar el camino.



FECHAS CLAVE:

238 a.C. El rey parsis, Arcases I, declara la independencia de Seleucia.

141 Mitrídates invade Mesopotamia.

53 Los parsis destruyen el ejército romano en Siria.

225 d.C. Los sasánidas expulsan a los parsis.

240-272 Shapur I. La Persia sasánida se encuentra en la cima.

480 invasiones de los hunos al oriente de Persia.

616 Khosru II conquista Egipto.

637 Persia cae ante el poder de los árabes musulmanes.

Bibliografía:

Enciclopedia de Historia Universal. Una Publicación de KINGSIFHER. Edición especial para Periódicos Asociados Ltda.

https://www.britannica.com

Artículos relacionados

Los parsis y los sasánidas 238 a.C. - 637 d.C.
4/ 5
Oleh

Suscríbete via email

¿Te gustó el artículo? Suscríbete para recibir las actualizaciones en tu correo electrónico.

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más