El imperio holandés 1660 - 1664


El imperio holandés fue fundado sobre la base del comercio mundial. En el siglo XVII, su gigantesca flota mercante les permitió convertirse en una nación comercialmente poderosa.

A finales del siglo XVI, el puerto de Ámsterdam era el de mayor movimiento de Europa, con bodegas, bancos y casas comerciales, así como una larga flotilla de barcos. Frustrados por su exclusión de Suramérica por parte de los españoles y los portugueses, los holandeses se dirigieron al Lejano Oriente. Fundaron una compañía de las Indias orientales para sus comerciantes y tomar control del comercio de las islas de las especias, o Indias orientales, apoderándose de Java y las Molucas, que se las arrebataron a los portugueses.

La compañía holandesa de las Indias orientales estableció su sede en Batavia (Yakarta), en la isla de Java (que ahora es parte de Indonesia), en 1619. La compañía mantuvo su ejército y una poderosa flotilla de barcos que expulsó a los ingleses y a los portugueses de las Indias orientales y tomaron control de Ceilán, el puerto de Malaca y varios puertos en la India. Incluso, la compañía estableció un puesto comercial en Japón, y fueron los únicos europeos en hacerlo.

En 1652, los holandeses ocuparon el Cabo de Buena Esperanza, en la punta sur de África, como punto medio en la larga travesía desde el Lejano Oriente hasta Europa. Desde allí, los barcos holandeses tenían la posibilidad de tomar la ruta más corta a las Indias orientales, en línea recta, a través del Océano Índico.

El imperio holandés: expansión y contracción



La gran flota mercante de los Países Bajos también tenía una actividad en otras zonas. En 1621, la compañía holandesa de las Indias orientales se fundó a través del Atlántico y, aproximadamente en 1623, 800 barcos holandeses se quedaron en el Caribe a comerciar azúcar, tabaco, pieles de animales y esclavos.

La compañía estableció una colonia en Guyana, capturaron Curaçao y, durante el tiempo, controlaron el nororiente de Brasil. En Norteamérica, la compañía fundó la colina de Nieva Holanda, a lo largo del río Hudson, en 1624. Desde allí exportaban pieles, madera y otros productos traídos por los nativos americanos. Finalmente, los holandeses perdieron su supremacía naval ante los ingleses y su imperio sufrió un revés. Perdieron Ceilán, Malaca y El Cabo a manos de los ingleses, y sólo se quedaron con el imperio del sudeste asiático.

OTROS DATOS:

Peter Stuyvesant era un gobernante rudo de la colonia de Nueva Holanda (hoy, Nueva York) en Norteamérica, de 1647 a 1664. Era odiado tanto por los nativos americanos como por los colonos. En 1664, los colonos se rindieron con satisfacción ante una pequeña flotilla inglesa, sin dar pelea.



Ámsterdam era el centro de la banca de Europa durante el siglo XVII. Allí se fundó un banco en 1609 para depositar y prestar dinero, con el din de financiar el comercio.



El holandés Adrian Reland creó este mapa de Java alrededor de 1715. Java había sido regida por gobernantes locales hasta que la compañía holandesa de las Indias orientales tomó el control, en 1619. Java permaneció como colonia holandesa hasta 1949.


Bibliografía:

Enciclopedia de Historia Universal. Una Publicación de KINGSIFHER. Edición especial para Periódicos Asociados Ltda.

https://www.britannica.com

Artículos relacionados

El imperio holandés 1660 - 1664
4/ 5
Oleh

Suscríbete via email

¿Te gustó el artículo? Suscríbete para recibir las actualizaciones en tu correo electrónico.

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más