Historia breve de Santiago de Cali


La fundación

El fundador de la ciudad fue Don Sebastían Moyano quien se apellidaba de Belalcázar por el Castillo de Belalcázar existente en el pequeño pueblo de Extremadura, llamado Gahete, donde había nacido por 1490. A los 15 años llegó a Sevilla huyendo de su casa por causa de la muerte de un mulo que él arriaba y que se enterró en un lodazal. Era huérfano, dado que su madre falleció en su nacimiento en un parto triple. De allí embarcó a Santo Domingo, Borinquén y luego Darién en 1512. Después de haber participado a órdenes de Francisco Pizarro en la conquista del Incario (Perú) y de haber fundado las ciudades de Guayaquil y San Franciso de Quito, este conquistador, izando el pendón de Castilla (España como nación aún no existía), fundó Santiago de Cali a la orilla de un corrientoso río de aguas claras que desciende de la Cordillera Occidental, el Río Cali, el 25 de Julio de 1536, día del Apóstol Santiago. El lugar de la fundación en donde el cura doctrinero Juan de Ocaña celebró la primera misa y es donde hoy existen el Convento, los Museos y el Templo de la Merced. Allí fue nombrado Alcalde Don Pedro de Ayala y Ragidor Don Antón Radondo.



La pequeña ciudad, en la cual se distinguían dos zonas, el altosano o empedrado y la parte baja o bayano con las calles apisonadas en tierra, tenía al 1° de enero de 1900 cerca de 11100 habitantes. Era un Municipio del Departamento de Cauca, región cuya principal actividad económica era la ganadería y una incipiente agricultura proveía de víveres a la ciudad. Contaba con dos parroquias, San Pedro y San Nicolás de Bari, que pertenecían a la Arquidiócesis de Popayán. En esa época solo existían el colegio Santa Librada, que funcionaba en el antiguo Claustro de San Agustín, y el Colegio de Misiones de San Joaquín de Cali perteneciente a la comunidad franciscana que ejercía el liderazgo religioso y cívico de la ciudad.

La ciudad se comunicaba al norte por el Puente Ortiz (construido en 1845 por el franciscano caleño Fray José Ignacio Ortiz) con Yumbo, Roldanillo, Toro y Anserma. Posteriormente se comunicaría al occidente o con la vía al mar por el Puente de Santa Rosa. Una barca cautiva sobre el Río Cauca (Cauca significa manso en la lengua indígena) en el paso llamado de El Comercio, la comunicaba con las haciendas y ciudades de la otra banda. En los años posteriores a 1950 se construyó por allí la Carretera Directa Cali - Palmira.

El siglo XX y el departamento del Valle del Cauca



En los inicios del siglo XX en la pequeña Santiago de Cali la vida transcurría con monotonía y tranquilidad, alterada solamente por las ceremonias religiosas, las fiestas patrias y familiares y los actos políticos. En esa época se realizaban corridas de toros en corralejas improvisadas en la Plaza Mayor, donde se lidiaban toros "cimarrones" traídos a tres rejos de haciendas cercanas.

A comienzos del siglo, el cantar de los gallos, el ladrido de los perros y el croar de las ranas rompían el silencio de la madrugada, antes que el repique de campanas en la Torre Mudéjar, muy a las cuatro de la mañana, convocara a misa. Al sonido de las campanas se iban sumando el ruido de los pasos apresurados de las gentes, el tintinear de las herraduras de los caballos sobre los adoquines de las calles, las voces de los arrieros, el runrún de las rastras de madera, el mugido de los ganados, el rechinar de coches y el murmullo de gentes que acudían al mercado o a las fincas cercanas desde donde traían leche, víveres, leña y carbón.

En Cali ya se destacaban algunas construcciones, en su mayoría templos y conventos tales como la Iglesia y Convento de la Merced, en donde se encuentra la Capilla de Nuestra Señora de los Remedios o la "Montañerita Cimarrona" con sus hermosas leyendas sobre su origen en las montañas del Mico en la zona del Queremal y la Ermita Vieja, construida antes de 1602 a la orilla del Río Cali.



En 1904, por Acuerdo Municipal, se creó la Junta de Ornato y Embellecimiento que en 1952 pasó a denominarse Sociedad de Mejoras Pública de Cali. Su sede, Patrimonio Histórico y Cultural de la Nación, se encuentra ubicada en el centro histórico frente al Templo y Convento de la Merced y diagonal a la casa esquinera de dos plantas construida por los próceres Francisco y Miguel Cabal Barona para su madre Margarita, Carrera 4ta (Calle de Buenaventura) con Calle 7ma (Calle del General Cabal). En ella se alojó el Libertador Don Simón Bolívar y Palacios entre el 1 y el 22 de enero de 1822 y es hoy la Casa Arzobispal.

El Departamento del Valle fue creado en abril de 1910 y su primer Gobernador fue el médico Pablo Borrero Ayerbe. En abril del mismo año se crearon la Cámara y Comercio y la Diócesis de Cali, cuyo primer Obispo fue el caleño Eladio Posidio Perlaza Ramirez.

El primer automóvil, marca Reo, llego el 13 de junio de 1913 acompañado por su "chauffeur", el señor Ernesto Seydar. Fue transportado por ferrocarril hasta Dagua y a lomo de mula hasta Cali.

El 1° de enero de 1915 llegó a la ciudad el Ferrocarril del Pacífico, cuya construcción de 173 kilómetros se había iniciado en Buenaventura en 1872 y sus talleres se trasladaron de Dagua a Chipichape, en su época los más completos y modernos del país. El ferrocarril llegó a Cartago en 1924, a Popayán en 1926, a Armenia en 1927 y en 1931 a La Virginia.

El ferrocarril del Pacífico transformó lentamente la vida de la ciudad y la guerra con el Perú en 1931, aceleró la construcción de la carretera a Popayán, Pasto y Ecuador. En los años siguientes nuevas fábricas se instalaron y se construyeron edificios y carreteras.

Construcciones y patrimonio arquitectónico

Solo hasta 1928 se construyó un acueducto metálico a presión y en 1930 se inauguró en la Colina de San Antonio la Planta de Purificación de agua del Río Cali. Antes de esto, la ciudad se proveía de agua de las pilas públicas de Lores, Jaimes, Santa Rosa y Crespo (se encuentra en el Museo de Arte Colonial de la Merced y estaba ubicada en la Calle 5ta con Carrera 10ma) surtidas de la acequia construida en el siglo XVII por el español Juan Antonio Monzón para proveer agua del Río Cali a la Real Fábrica de Aguardiente. A lo largo dela Calle Buenaventura (Carrera 4ta) corría una acequia a la cual los vecinos arrojaban el contenido de aguamaniles y bacinillas.

En 1924 se construyó en Juanchito el Puente Carlos Holguín, el primero vehicular sobre el río Cauca para unir la ciudad con el norte y el sur del valle geográfico.



La Capilla de San Antonio, Monumento Nacional, ubicada en la Colina de su mismo nombre, fue construida en 1947 por empeño de José Alegría y Caicedo, párroco de la Iglesia de San Pedro. Si altar mayor es un hermoso retablo de madera tallada, dorada y policromada. La Colina era sitio preferido de paseos y tertulias. Allí los jóvenes elevaban cometas, corrían las tradicionales macetas que los padrinos regalan a sus ahijados en la fiesta de los Santos Apóstoles Peso y Pablo o se deslizaban por sus laderas en cueros, hojas de palma o El claustro del Colegio de Misiones de San Joaquín de Cali construido a mediados del siglo XVIII. Su corredor del primer piso está hecho con arcos de piedra y el del segundo piso con columnas de madera.

Es la única edificación de su estilo que se conserva en la ciudad y de ella forman parte el antigua Templo de San Francisco y la Torre Mudéjar adosada a sus pies y construida en 1773 con 23 metros de altura. Este antiguo templo de San Francisco fue convertido posteriormente en la actual Capilla de la Inmaculada.

En el patrimonio arquitectónico de la ciudad de Cali es importante resaltar los siguientes:

- El fraile mercedario Hernando de Granada fundó el primer convento en donde hoy se encuentra la Iglesia y Convento de La Merced.

- La historia de la Casa de la Hacienda de Cañasgordas se remonta 1629, cuando el Presbítero Juan Sánchez Migoña la compró con su trapiche por 180 pesos. Posteriormente fue adquirida en 1735 por el Alférez Real Nicolás Caicedo de Hinestroza. Es Monumento Nacional y la única casa de hacienda de dos plantas en el Municipio de Santiago de Cali.

- La Iglesia Catedral o de San Pedro, con cementerio anexo sobre la carrera 5ta (Calle del Comercio). Si construcción actual data de finales del siglo XVII, salvo reformas en su fachada en 1935 a raíz de un terremoto que le cambiaron su aspecto y eliminaron la torre.

Posteriormente entre 1803 y 1827, Fray Pedo Herrera construyó el actual templo al que también nombró San Francisco. Es una hermosa construcción de estilo neoclásico en ladrillo de barro cocido pegado con una masa de cal y arena. En 1813 se juró la Constitución de Cádiz y la Plaza Mayor se nominó con ese nombre, después las gentes la llamaron Plaza de Caycedo. Las casas ubicadas a su alrededor eran, en su mayoría, casas de dos plantas con patio central y solar.

Sobre la Calle 11 frente a la Plaza de Caycedo se encontraba la casa natal del General Alfredo Vásquez Cobo, notable caleño firmante del Acuerdo de Paz de Wisconsin (1903) que puso fin a la guerra civil de los Mil Días. Ingeniero, embajador de Francia, comandante de las fuerzas colombianas en la guerra con el Perú y gerente del Ferrocarril del Pacífico.



La Ermita Vieja, dedicada a Nuestra Señora de la Soledad y al Señor del Río, inundada en varias ocasiones por las crecientes del Río Cali y destruida por un incendio en 1940, fue reemplazada en 1945 por la actual Ermita que es réplica en concreto de cemento de las catedrales góticas construidas en piedra labrada.

Artículos relacionados

Historia breve de Santiago de Cali
4/ 5
Oleh

Suscríbete via email

¿Te gustó el artículo? Suscríbete para recibir las actualizaciones en tu correo electrónico.