El medio ambiente (desde 1950 hasta principios del siglo XXI)


A diferencia de otras especies sobre la Tierra, los humanos tienen el poder de destruir el mundo entero. Sólo hace poco, la gente se dio cuenta de que el medio ambiente estaba amenazado.

En la segunda mitad del siglo XX, la gente comenzó a darse cuenta de que la Tierra estaba en peligro, amenazada por la polución y la sobreexplotación como resultado de la ignorancia y la codicia. Al principio, tan solo algunos naturalistas, tales como Rachel Carson, se atrevieron a hablar. Su libro Silent Spring (Primavera Silenciosa) causó sensación cuando fue publicado en la década de 1950. Mostraba cómo era el daño generalizado causado por los pesticidas y eso condujo a la prohibición del DDT en Estados Unidos y, en 1973, en otros países. Luego los grupos de presión, tales como Amigos de la Tierra y Greenpeace, también iniciaron sus campañas. Lentamente fue claro que el medio ambiente había sido seriamente dañado. Los océanos en diferentes partes del mundo habían sido arrasados por la pesca y, en muchos casos, los científicos creían que para que las provisiones de peces volvieran a sus niveles anteriores se debía detener la pesca por completo durante entre 5 y 10 años. Los escapes de los automóviles y las fábricas emiten gases a la atmósfera. Algunos de estos gases se mezclan con las nubes para formar la lluvia ácida, que mata las plantas. En muchas de las grandes ciudades del mundo, tales como Los Ángeles, en California, E.U., la calidad del aire era tal que se formaba una nube de smog sobre la ciudad. La exposición continua al smog causa serios problemas de respiración y muerte prematura.

Protección del medio ambiente

En los años 70, los científicos ingleses que trabajaban en la Antártica descubrieron que la capa de ozono sobre ellos se estaba adelgazando. La capa de ozono es vital para toda la vida sobre el planeta porque bloquea gran parte de la radiación ultravioleta dañina del sol. Pronto se aprendió que esta barrera protectora había sido seriamente afectada por la liberación de químicos conocidos como CFC (clorofluorocarbón), aquellos utilizados en refrigeración y en aerosoles. Estos químicos han sido prohibidos en muchos países. A principios de los años 80, algunos gobiernos pasaron leyes para proteger el medio ambiente, aunque algunos científicos creían que estos intentos de proteger nuestro planeta eran demasiado insignificantes y habían llegado demasiado tarde. El cambio fue muy lento en tener un efecto, porque al principio la gente no creía que la Tierra estuviera en peligro. Los científicos recolectaron nueva información, la cual comprobó que dicha amenaza era real. Se comenzaron a crear productos limpios (no contaminantes] pero éstos eran costosos y menos rentables de producir. Fueron necesarias desastres ambientales tales como los accidentes en los reactores nucleares de Estados Unidos y la Unión Soviética, explosiones en plantas químicas en Italia e India, así como derramamientos de petróleo en el mar, para indicarle a la gente que la nueva tecnología podía ser mortal. La opinión pública gradualmente forzó a muchos gobiernos a tomar acción y reducir la polución. Se pasaron leyes para proteger el ambiente y fomentar la conservación y el reciclaje. No obstante, en los países más pobres del mundo, el único ingreso de las personas sigue siendo la agricultura y la tala de árboles, lo cual con frecuencia daña la tierra. A los gobiernos no les gusta que el mundo desarrollado les diga que reduzcan su crecimiento y bajen los niveles de polución.

ENERGÍA RENOVABLE

La mayor parte de la electricidad del mundo es producida en estaciones de energía que queman carbón, petróleo o gas. Estos combustibles son conocidos como combustibles fósiles y existe un suministro limitado de ellos que se puede tomar de la naturaleza. La electricidad que se obtiene utilizando la fuerza de la energía de los ríos (energía hidroeléctrica), la energía del sol (energía solar) y del viento (energía eólica) no contamina y es renovable porque no se acaban.

OTROS DATOS:

La noche del 24 de marzo de 1989, el Exxon Valdez, un barco petrolero de 300 metros de largo, encalló en la región de Prince William Sound, Alaska. El barco dejó derramar más de 35.000 toneladas de petróleo tóxico durante dos días y fue el derramamiento de crudo más grande de la historia estadounidense, lo cual destruyó la vida silvestre y ocasionó una gran operación de limpieza.



Ciudades tales como Sao Paulo, en Brasil, sufrieron peligrosos niveles de polución en el aire provenientes de los vehículos a motor y de la industria.



Cientos de pozos petroleros fueron incendiados cuando las tropas iraquíes en retirada salieron de Kwait en 1991 y causaron una polución generalizada en todo el desierto. Para extinguir dichos incendios se tomó todo un año.



Grandes extensiones de bosques húmedos tropicales en Suramérica están siendo destruidas para que los habitantes locales puedan criar ganado.



En 1900, la población mundial era de mil millones, aproximadamente. En 1990 se había elevado a casi 6 mil millones. Se cree que en el año 2050 cerca de 10 mil millones de personas vivirán sobre la Tierra.



Las turbinas se construyen sobre sitios expuestos a la fuerza de viento en los que la energía eólica se utiliza para generar electricidad.



La energía solar utiliza el calor del sol para suministrar una fuente de energía limpia y que no contamina.


Artículos relacionados

El medio ambiente (desde 1950 hasta principios del siglo XXI)
4/ 5
Oleh

Suscríbete via email

¿Te gustó el artículo? Suscríbete para recibir las actualizaciones en tu correo electrónico.