Estados Unidos, víctima del terrorismo 2001


Los primeros años del siglo XXI se caracterizaron por una oleada de violencia terrorista en los países occidentales. El 11-S pasará a la historia como el día en el que el terror sacudió el corazón de Occidente.

El 11 de septiembre de 2001, fundamentalistas militantes islámicos, utilizando cuatro aviones comerciales llenos de pasajeros, aterrorizaron a los habitantes de Estados Unidos, al causar la muerte de más de tres mil personas y daños materiales inestimables.

Los atentados comenzaron cuando un Boeing 767, con 92 personas a bordo, y que había sido secuestrado durante el vuelo, fue estrellado contra una de las dos torres del World Trade Center, el centro financiero de Nueva York. Casi 20 minutos después, otro avión, con 65 pasajeros, sirvió como un enorme proyectil para atacar la segunda torre. Pasadas dos horas del primer impacto, las famosas Torres Gemelas estaban en el suelo y bajo sus escombros había miles de muertos. Una tercera aeronave se estrelló en el Pentágono (Washington), destruyendo uno de los costados de la famosa edificación. El cuarto avión, con 45 pasajeros, se estrelló en el Estado de Pensilvania. No hubo sobrevivientes.

En mayo de 2006, Zacarías Moussaoui, un ciudadano francés de 37 años, descendiente de marroquíes y el único procesado en Estados Unidos por los ataques del 11-S, fue condenado a cadena perpetua. La Fiscalía había solicitado pena de muerte, pero el argumento de los abogados defensores -era preferible enviarlo a prisión antes que convertirlo en mártir con la ejecución- convenció a los miembros del jurado. Inmediatamente después de oír la sentencia, Moussaoui gritó: ¿Estados Unidos, has perdido!



El 7 de junio de este mismo año, el dirigente número uno del grupo Al Qaeda en Irak, Abu Musab Al Zarqaui, acusado de organizar una sangrienta campaña de atentados suicidas y secuestros en varias partes del mundo, murió én un ataque aéreo de las fuerzas estadounidenses. Stfmuerte se consideró como uno de los pocos triunfos obtenidos por las fuerzas de coalición en Irak.

OSAMA, EL MÁS BUSCADO

El responsable de esta serie de ataques, considerados como los peores sufridos por Estados Unidos en su historia, fue el movimiento fundamentalista Al Qaeda, el cual está extendido en casi 60 países y es dirigido por Osama Bin Laden, quien nació en la población de Yeda (Arabia Saudí) en 1957.

Osama Bin Laden estudió religión y economía en la Universidad Abdul Aziz y a partir de 1979 comenzó a apoyar a los rebeldes de Afganistán contra la Unión Soviética. Diez años después, cuando el conflicto en ese país terminó, volvió a su país para encargarse del negocio de la construcción, propiedad de su familia. Pero cuando el régimen saudí apoyó a las tropas estadounidenses en la Guerra del Golfo, comenzó su lucha frontal contra Estados Unidos y los países aliados.

Después del 11 de septiembre, Osama Bin Laden se convirtió en el terrorista más buscado del mundo. Hasta mediados de 2006 seguía oculto, al tiempo que periódicamente enviaba videos con amenazas a Estados Unidos y sus aliados. A pesar de las millonarias recompensas ofrecidas por información sobre su paradero, hasta esa fecha no había sido posible su captura o muerte.

OTROS DATOS:

Muchos aseguraron que la confesión de Zacarías Moussaoui, hasta el momento el único sentenciado por los hechos del 11-S, había sido hecha bajo presión. Lo cierto es que el francés de origen marroquí se declaró culpable de los cargos por terrorismo, pero no del 11 de septiembre. "Llegué a los Estados Unidos de América para utilizar un avión como arma de destrucción masiva contra la Casa Blanca, pero esta conspiración era distinta a la del 11 de septiembre”, dijo ante el jurado.



El fuego provocado por el choque de los aviones alcanzó una temperatura superior a los 800 grados centígrados. Los refuerzos de acero instalados en la estructura se derritieron y esto originó el colapso de las Torres Gemelas.



El nombre de Osama Bin Laden figura desde hace varios años en la lista de los diez criminales más buscados por el FBI. Acusado de financiar las actividades terroristas de los grupos islámicos más radicales y de actos violentos que han costado la vida de miles de personas, este hombre sigue oculto y ha logrado escapar del cerco tendido por Estados Unidos y los países aliados.



La reconstrucción de las Torres Gemelas originó controversia entre las autoridades, los arquitectos, los familiares de las víctimas y una gran mayoría de estadounidenses. En principio, lo más importante fue limpiar el área de escombros. Luego vinieron los proyectos, que proponían desde un parque hasta un centro comercial, pasando por la construcción de torres idénticas a las derrumbadas.


Artículos relacionados

Estados Unidos, víctima del terrorismo 2001
4/ 5
Oleh

Suscríbete via email

¿Te gustó el artículo? Suscríbete para recibir las actualizaciones en tu correo electrónico.